Ciudad de México: Xochimilco, donde no todo son trajineras


México, 11 Nov (Notimex).- Los fines de semana ofrecen la posibilidad de conocer nuevos lugares, a veces no es necesario invertir grandes cantidades de dinero, basta con amarrar los tenis y emprender el camino por los innumerables rincones que guarda la Ciudad de México y que esperan ser descubiertos.

En Xochimilco, se puede hacer la Ruta Patrimonial de las Flores, de acuerdo con información de la Secretaría de Desarrollo Rural y Equidad para las Comunidades (Sederec), la primera parada es en el Embarcadero de Cuemanco, donde se puede disfrutar de un paseo en trajinera, degustar pulques artesanales o bien, captar imágenes fotográficas de las aves que viven ahí.

Otro de los imperdibles de Xochimilco es la emblemática Isla de las Muñecas, al lugar solo se llega en trajinera y se puede observar una buena cantidad de muñecas que Don Julián Santana recogía de la basura y colgaba en árboles, rejas y paredes para protegerese del espíritu de una niña fallecida en un canal aledaño.

En la misma demarcación, el mercado de plantas Palacio de la Flor, ubicado en la calle de Francisco Goitia, en el Barrio de San Pedro, abre a las 10 de la mañana y cierra a las seis de la tarde; ahí, es posible conseguir plantas y flores, desde las más comunes hasta aquellas que son difíciles de encontrar.

Otro de los secretos de Xochimilco es el Parque Ecoturístico Chinampero Michmani, situado a un costado del Embarcadero de Cuemanco; ahí, es posible tomar un respiro de aire limpio y apreciar algunas de las especies animales de la demarcación, como el ajolote, también se puede hacer pesca recreativa, paseos en kayak, renta de cabañas y lunadas, entre muchas otras actividades.

En Xochimilco, además existen otros embarcaderos, como el de Belém de las Flores, Nuevo Nativitas, Las Flores, San Cristobal, Caltongo, Fernando Celada, Puente de Urrutia, Zacapa y Salitre.

En Canal Atizapa, se encuentra el ajolotario, la Casita del Ajolote, para acudir es necesario hacer previa reservación, ahí es posible conocer las características de este animal endémico de la entidad; el lugar, es especialista en el cuidado y reproducción de esta especie.

El Museo Arqueológico de Xochimilco, ubicado en avenida Tenochtitlán sin número, en la colonia La Planta, cuenta con una colección de más de dos mil piezas de barro y piedra que están expuestas en las dos solas que conforman este recinto.

Otro de los tesoros por descubrir en la demarcación es el Centro Ceremonial Cuahilama, en el pueblo de Santa Cruz Acalpixca, es un cerro cuyo nombre significa cabeza de anciana; ahí se puede apreciar un observatorio, un adoratorio y una calzada prehispánica.

 

NTX/MCC/GZP

Publicado el domingo 12 de noviembre, 2017 a las 10:04
Social




© 2017 | Aviso de Privacidad
Derechos Reservados


Turista México